miércoles, 21 de enero de 2015

Musulmanes y cristianos protestan contra Charlie Hebdo

"Si Naciones Unidas no presta atención, entonces los estados musulmanes deben formar su propia ONU"

Pakistan Charlie Hebdo Protest

LAHORE, Pakistán — Diversos grupos políticos y religiosos de Pakistán protestaron el domingo por cuarto día contra lo que consideran como caricaturas blasfemas del profeta Mahoma publicadas por la revista francesa Charlie Hebdo.

Manifestantes en varias ciudades quemaron la bandera de Francia y una efigie del presidente francés para exigir que prohíban el semanario satírico. Una protesta rindió homenaje a los hermanos que atacaron las oficinas de la revista el 7 de enero.

Las representaciones físicas del profeta son consideradas blasfemas y esta semana han ocurrido protestas en varios países predominantemente musulmanes.

La mayor movilización en Pakistán se dio en la ciudad oriental de Lahore, donde más de 10.000 personas de la organización de línea dura Jamaat-ud-Dawa coreaban “Abajo Charlie Hebdo” y Muerte a los blasfemos”.

Hafiz Mohammad Saeed, líder de Jamaat-ud-Dawa, exhortó a los líderes musulmanes a convencer a la ONU para que declare cualquier forma de blasfemia un crimen internacional.

“Si Naciones Unidas no presta atención, entonces los estados musulmanes deben formar su propia ONU”, señaló Saeed.

También en Lahore, un pequeño grupo se reunió frente al Club de Prensa de Lahore para rendir homenaje a los hermanos Kouachi, quienes atacaron las oficinas de Charlie Hebdo en París matando a 12 personas. Ofrecieron oraciones funerarias por Cherif y Said Kouachi y levantaron carteles elogiándolos.

“Se necesitaba un mensaje fuerte y ellos lo entregaron. Saludamos a los mensajeros… que vivan por siempre”, se leía en un cartel.

En Karachi, los partidos Jamaat-e-Islami y Tehrik-e-Insaf convocaron a movilizaciones que atrajeron a cientos.

“Las masas musulmanas están protestando por las caricaturas blasfemas, pero no los gobernantes y ni los ejércitos musulmanes”, dijo a la multitud Syed Munawar Hasan, ex líder de Jamaat-e-Islami.
En la ciudad de Peshawar, en el noroeste, decenas de cristianos también protestaron contra Charlie Hebdo.

Mientras tanto, en la nación africana de Níger, las fuerzas de seguridad utilizaron gas lacrimógeno el domingo para dispersar a cientos de manifestantes que participaron en una marcha en la capital que estaba prohibida.

El altercado político ocurrió después de que 10 personas murieran en dos días de violentas protestas contra la revista francesa Charlie Hebdo, por la publicación de imágenes que caricaturizan al profeta Mahoma.

Las autoridades en Níger prohibieron la manifestación del domingo convocada por la oposición política debido a la tensa situación que siguió a la violencia en respuesta a las publicaciones del semanario satírico parisino.

El presidente Mahamadou Issoufou dijo que cinco personas fallecieron en la capital, Niamey, cuando iglesias y bares cristianos fueron incendiados. Por lo menos otras cinco personas fallecieron en el poblado de Zinder el viernes, cuando comenzaron las protestas después de que concluyeran las oraciones musulmanas.

La violencia surge después de que la revista francesa publicara un nuevo dibujo del profeta del islam. La edición, publicada el miércoles, fue la primera desde el ataque terrorista del 7 de enero en sus oficinas en París que dejó 12 muertos.

La marcha del domingo contra el gobierno en Níger fue organizada antes de las protestas por Charlie Hebdo, aunque las autoridades dijeron el sábado que no iban a permitir que se realizara. Los organizadores de la oposición mencionaron reclamos generales contra el gobierno, incluso la controvertida compra de un avión presidencial el año pasado.

(vía elvocero.com)

No hay comentarios: