lunes, 30 de diciembre de 2013

El Parlamento Israelí rechaza las uniones civiles gays

El Parlamento Israelí rechaza las uniones civiles gays
La Knesset, el Parlamento Israelí, ha vuelto a rechazar la aprobación de las uniones civiles gays en la primera lectura del proyecto, por 56 votos a 21. El proyecto, la Ley de Libertad de Conciencia y Religión hubiera levantado los vetos que existen actualmente en el país sobre el matrimonio, donde solo están permitidas las bodas religiosas. El texto abogaba por permitir las bodas civiles sin distinción de sexo, raza, ciudadanía, o religión. El Gobierno, representado en el debate por el parlamentario del Likud Yitzhak Aharonovitch resaltó que la libertad religiosa es uno de los pilares fundamentales de Israel, pero que rechazan la actual redacción de la ley. Ya el año pasado la Knesset votó en contra de un proyecto similar. Sin embargo, sí se han aprobado los beneficios fiscales para parejas del mismo sexo.

"La falta de límites claros entre el terreno de lo público y el terreno de la libertad de conciencia y religión amenaza la viabilidad de Israel como estado democrático, así como su carácter judío", ha considerado la diputada del Mereetz Zahava Gal-on, encargada de presentar la propuesta. La parlamentaria ha criticado también a Yair Lapid, ministro de Finanzas y lider del partido Yesh Atid que llevó adelante la propuesta de beneficios fiscales tras una ardua negociación con los conservadores de Hogar Judío. Lapid también había impulsado inicialmente las uniones civiles, pero ahora guardó silencio al respecto. "El ministro de Finanzas está eludiendo responder. En lugar de tomar el problema en su totalidad, hablan de beneficios fiscales", criticó Gal-on. Por otra parte, los conservadores de Hogar Judío todavía no están conformes con hablar abiertamente de parejas LGTB y piden que se mencionen rebajas fiscales para hombres con familia a su cargo, sin mencionar otras consideraciones. Actualmente, las mujeres tienen en Israel más derecho a beneficios fiscales que los hombres.

(vía 

No hay comentarios: