lunes, 13 de octubre de 2014

Queman en la hoguera a siete sospechosos de brujería en Tanzania

   La Policía de Tanzania ha acusado a 23 personas de asesinato después de que siete aldeanos fueran quemados vivos por sospechas de brujería, según ha informado este viernes la cadena británica BBC.

   Aunque los ataques en Murufiti, una aldea en la región occidental de Kigoma, ocurrieron el lunes, las muertes no se han conocido hasta que no se han producido las detenciones de los asesinos. Los sospechosos fueron procesados y acusados de asesinato.

   Según ha denunciado un grupo defensor de los Derechos Humanos en Tanzania, se estima que cerca de 500 personas son acusadas de brujería y condenas a morir quemadas vivas anualmente.

   Cinco de los acusados de brujería y que murieron al ser quemados en una hoguera eran mayores de 60 años, los otros dos rondaban los 40 años. Testigos de los sucesos han contado que algunas de las víctimas fueron atacadas con machetes y sus casas quemadas.

   De los detenidos, al menos uno es un líder local, de acuerdo con las palabras del comandante de la Policía de Kigoma, Mohamed Jafari.

   El hijo de una de las víctimas, Josephat John, ha explicado en declaraciones al diario 'Mwananchi' de Tanzania cómo han matado a sus padres. "Cuando volví a casa por la noche, encontré el cuerpo de mi madre a diez metros de nuestra casa, mientras que el cuerpo de mi padre fue quemado en el interior del casa", ha dicho.

   Hamisi Richard, el líder de la aldea Murufiti, ha explicado en la BBC que "los hombres y las mujeres han huido de la aldea y ya no se ven niños. Todo el mundo tiene miedo".

UNA CREENCIA COMÚN

   La creencia en la brujería es común en muchas partes de Tanzania. Entre 2005 y 2011, alrededor de 3.000 personas perdieron la vida tras ser acusados de brujería.

   Normalmente las víctimas suelen ser mujeres de avanzada edad, pero los brujos --curanderos del pueblo que a veces están implicados en la caza de brujas-- también han empezado a perseguir a niños pequeños y a los albinos, pensando que algunas partes de su cuerpo pueden usarse como amuletos para conseguir prosperidad.

(via europapress.es)

No hay comentarios: