lunes, 16 de abril de 2012

Viandantes alemanes increpan a los salafistas que regalan el Corán

Regalo del Corán en Berlín. | Reuters

Regalo del Corán en Berlín. | Reuters

En varias ciudades alemanas se han vivido momentos de tensión durante la entrega gratuita de ejemplares del Corán que lleva a cabo la organización salafista 'Die Wahre Religion' (La Auténtica Religión), relacionada con peligrosos yihadistas según considera la Fiscalía de Colonia.

Los viandantes se han plantado ante los repartidores en las zonas peatonales, acusándoles de predicar el odio y la policía se ha visto obligada a proteger varios puestos de reparto, a pesar de que la campaña estaba prevista en 38 ciudades alemanas y ha sido cancelada en 8 de ellas por motivos e seguridad.

"¡Respetad la democracia!", gritaba esta tarde un grupo improvisado de manifestantes junto a uno de los puestos de propaganda político religiosa, en la céntrica Potsdamer Platz de Berlín. "Así comenzaron los nazis, aprovechando las libertades que ofrecen los sistemas democráticos, pero sin respetarlos, solamente usando los derechos para hacerse con más poder, pero sin intención de respetar las libertades", explicaba Monika Heyzdal, después de que varios policías disolviesen pacíficamente la protesta.

"Están haciendo apología de una religión y un orden social que margina a las mujeres, que no concede a las mujeres derechos tan básicos como la libertad de movimientos, la libertad de expresión... No debieran permitirles hacer propaganda en Alemania", sigue su compañera, con uno de los ejemplares del Corán en la mano al que ha arrancado casi todas las páginas.

Los repartidores no entraron al trapo de las protestas y permanecieron callados durante los 20 minutos que duró el incidente para responder a preguntas posteriores y manteniendo su identidad en el anonimato que "es obligación de todo musulmán enseñar el Corán, mostrarlo a los que no lo conocen y a los no creyentes. No obligamos a nadie a cogerlo, solo lo ofrecemos de forma educada. Nos limitamos a cumplir con un precepto de nuestra religión".

También se han repetido escenas como esta ante la estación central de Berlín, donde varias personas se han colocado junto al puesto salafista con pancartas en las que recordaban que el Corán recoge 180 veces la idea de matar a infieles y que "27 veces lo formula como una orden", así como en Frankfurt y Colonia, según informa la televisión alemana.

(vía elmundo.es)

No hay comentarios: