sábado, 25 de agosto de 2012

Nueva Jerusalén: de un conflicto religioso a uno educativo

 Los habitantes de la comunidad michoacana se enfrentaron este lunes por el inicio del ciclo escolar.

Los habitantes de la comunidad michoacana se enfrentaron este lunes por el inicio del ciclo escolar.

Este lunes comenzó el ciclo escolar 2012-2013, y de acuerdo a la Secretaría de Educación Pública, regresaron a las aulas, alrededor de 27.5 millones de alumnos; sin embargo en un poblado de Michoacán la situación es distinta.

En la comunidad de Nueva Jerusalén, municipio de Turicato, Michoacán, comunidad de 3,000 habitantes, fue impedido el regreso a clases luego de que un grupo religioso -católicos radicales no reconocidos por la propia Iglesia Católica-, seguidores del obispo Martín de Tours, obstaculizara el paso para que estudiantes de preescolar y primaria regresaran a clases, los seguidores bloquearon una casa particular que había sido habilitada como escuela.

Martín de Tours y sus partidarios se oponen a la impartición de la educación laica porque desean que sólo se imparta educación en la escuela parroquial, que de acuerdo con habitantes de la comunidad, imparte clases de religión, moral y buenas costumbres, acordes con las creencias y tradiciones que profesan.

El pasado 6 de julio, incendiaron las instalaciones de las únicas dos escuelas oficiales de la comunidad a las cuales asistían cerca de 240 alumnos.

Otro grupo religioso que habita en Nueva Jerusalén son los seguidores del obispo Santiago Mayor, llamados "laicos", quienes en realidad no son laicos pero están en desacuerdo con las tradiciones radicales de Martín de Tours y a favor de la educación oficial.

Ante estos desacuerdos y el inicio del ciclo escolar, el pasado lunes los grupos religiosos se enfrentaron, incluso a golpes, dejando como consecuencia varias personas heridas y que los radicales tomaran en su poder la casa habilitada como escuela y el control de la entrada a la comunidad.

LAS REACCIONES

Con estos acontecimientos que han impedido que el ciclo escolar inicie en Nueva Jerusalén, el gobernador de Michoacán, Fausto Vallejo, sentenció que la “tolerancia también tiene sus límites” por lo que llamó a los habitantes de la comunidad a “conducirse en la legalidad”.

El gobierno de la entidad a través de su vocero, Julio Hernández, informó que para conciliar el conflicto se tienen proyectadas 3 propuestas para iniciar las clases: la primera, es que los alumnos tomen clases en una comunidad cercana denominada La Insertada, la segunda es colocar aulas móviles fuera del perímetro de Nueva Jerusalén, y la tercera, colocar estas aulas móviles dentro de la comunidad.

Por separado, el secretario general de Gobierno del estado, Jesús Reyna, aseguró que “a como dé lugar”, este próximo lunes 27 de agosto, se iniciará el ciclo escolar.

El secretario de Educación Pública (SEP), José Ángel Córdova Villalobos, consideró que el conflicto en el municipio michoacano es un problema de “fanatismo y de radicalismo” y agregó que debe de existir la prudencia pues se puede caer en un “riesgo de alta violencia”.

Este jueves, luego de la entrega del Reconocimiento Stéén en el salón Hispanoamericano de la SEP, Córdova sostuvo que en este conflicto el Gobierno Federal mantiene mano dura “pero con respeto, para no provocar algo más grave”, por lo que se tiene que buscar la conciliación.

La Conferencia del Episcopado Mexicano, a través de un comunicado emitido este miércoles, se deslindó de los radicales religiosos y destacó que este grupo no tiene “nada que ver con los postulados de la Iglesia” aunque usen símbolos propios de la Iglesia Católica. 

Asimismo, lamentó que este grupo religioso se oponga a que los niños reciban enseñanza en la escuela pública.

Hasta este sábado, los alumnos de esta comunidad michoacana continúan sin clases.

EL ORIGEN DEL CONFLICTO

La Nueva Jerusalén es una comunidad ubicada en el municipio de Turicato en Michoacán, se fundó en 1973 cuando supuestamente se le apareció la virgen del Rosario a una mujer llamada Gabina Sánchez para decirle que sería su vidente, ella junto con el sacerdote Nabor Cárdenas, conocido como Papá Nabor, construyeron una ermita a la virgen.

Papá Nabor, “gobernó” la pequeña comunidad desde entonces, e impuso un estricto código que se opone a las escuelas oficiales, el uso de computadoras e internet, televisión, prensa, además de que las mujeres deben vestir como la virgen del Rosario, deben cubrirse el cabello y las piernas, y no pueden utilizar  cosméticos ni joyas.

Tras la muerte del dirigente religioso en 2007 a los 95 años de edad, inicia el problema entre sus seguidores, pues no hubo un claro sucesor en el poder.

El conflicto religioso lo protagonizan el grupo de clérigos, que encabeza el obispo Martín de Tours, quien se autonombró sucesor ante la muerte del sacerdote Nabor Cárdenas, llamados “religiosos”; y el grupo de los “laicos”, seguidores del primer obispo auxiliar designado por Papá Nabor, Santiago Mayor, el cual se pronuncia por abrirse a la modernidad.

Los “laicos” se oponen a las normas radicales establecidas por el grupo rival, piden que las autoridades del estado instalen un centro escolar en el cual se imparta educación laica. 

NUEVA JERUSALÉN Y EL PRI EN LOS 90

Juan Carlos Ruiz Guadalajara, doctor en Ciencias Sociales e investigador del Colegio de San Luis en San Luis Potosí, documentó que en la década de 1990 la comunidad de Nueva Jerusalén, Michoacán, votaba por el PRI por órdenes de su líder religioso: Papá Nabor.

Ruiz Guadalajara relató a CNNMéxico.com que pudo acceder en los años 90 a Nueva Jerusalén junto con una reportera del diario estadounidense Miami Herald, lo que le permitió confirmar cómo se vivía. Entonces, Nueva Jerusalén era una reserva de votos para el PRI.

“El Papá Nabor tenía impunidad total para gobernar como se le pegaba la gana” a cambio de un voto corporativo a favor del “partido de la bandera”, según Ruiz Guadalajara.

El académico abundó que el dirigente religioso se valía de supuestos médiums para reforzar su orden, afirmando que así lo indicaban las "almas" como la del expresidente de la República, Lázaro Cárdenas del Río.

“Médiums supuestamente recibían mensajes de lo que ellos llamaban las almas bienaventuradas, curiosamente entre las que se encontraba el alma de Lázaro Cárdenas. El Papá Nabor, en misa, a través de un aparato de transmisión” enviaba dichas órdenes. “La orden de 1994 fue que tenían que votar por el partido de la bandera”, recordó Ruiz Guadalajara.

Con información de Rodrigo Aguiar y América Juárez

(vía adnpolitico.com)