miércoles, 7 de agosto de 2013

Revista católica propone regulaciones separadas para cada religión en Cuba

 
La revista católica cubana Espacio Laical propuso este martes que existan regulaciones separadas para cada iglesia en Cuba, afirmando que una ley de cultos "establecería una igualdad rígida y endeble" para todas las religiones.
 
"Sería más conveniente establecer dichas condiciones a través de convenios jurídicos entre el Estado y cada religión" más que dictar una ley de cultos, escribió el editor de la publicación, el abogado Roberto Veiga, en un artículo.
 
Desde hace años, líderes religiosos y funcionarios cubanos admiten la necesidad de una ley de cultos, que garantice sus actividades y sus relaciones con el Estado.
 
Aunque la libertad religiosa está establecida en la Constitución, "carecemos de un entramado de normas jurídicas que la garanticen", señaló el editor de la publicación del Arzobispado de La Habana, que dirige el cardenal Jaime Ortega.
 
Una ley de cultos "establecería una igualdad rígida y endeble, y por tanto poco justa al tratar de fijar un denominador común para todas las religiones", opinó Veiga.
 
En cambio, mediante convenios del Estado con cada culto "las reglas jurídicas realizarían, con mayor justicia, la naturaleza institucional de cada religión y las mismas participarían de forma protagónica en el diseño de sus garantías legales", añadió.
 
Las relaciones entre el gobierno comunista y la Iglesia Católica fueron ondulantes durante medio siglo, con períodos de enfrentamiento en los años 60 y otros de cohabitación, pero con la visita del papa Juan Pablo II a Cuba en 1998 comenzó una aproximación que abrió mayor espacio a la labor pastoral.
 
Los principales cultos practicados en Cuba son el católico, los protestantes y los de origen africano.
 
Las autoridades dan trato igualitario a todas las iglesias, aunque la Católica es la única que en la práctica actúa como interlocutor ante el gobierno de Raúl Castro en asuntos políticos y sociales.
La Oficina de Asuntos Religiosos del Partido Comunista (único) conduce las relaciones con las iglesias, pues no existe una entidad del gobierno para este fin.
 

No hay comentarios: