lunes, 18 de agosto de 2014

Marina Silva siembra dudas por religión

La agenda de Marina Silva, que se perfila como la sustituta en el Partido Socialista Brasileño (PSB) para las elecciones a la presidencia de Brasil tras la muerte del candidato Eduardo Campos, le va a exigir un esfuerzo especial, que trasciende lo político: superar el miedo que padece a los aviones.

Campos murió en un accidente de avión el miércoles pasado junto a cuatro asesores de su campaña presidencial, que se desplazaban de Río de Janeiro a Santos en un día de malas condiciones meteorológicas. Silva, que podría haber estado en la misma avioneta particular que llevaba a Campos y su equipo, optó por un vuelo comercial a São Paulo, donde tenía reuniones de campaña.

La decisión de evitar la avioneta la salvó. “Fue una providencia divina”, aseguró Silva durante un viaje a Recife, donde Campos fue enterrado en una ceremonia pública.

Hay grandes expectativas en Brasil en relación con la candidatura de Marina Silva para las elecciones presidenciales de octubre y, sobre todo, respecto a la línea de conducta que guiará su campaña en el PSB. Su declarada condición de evangélica hace temer a ciertos sectores que pueda asumir posturas conservadoras sobre temas sensibles, como el aborto, los homosexuales y las relaciones entre religión y el Estado.

(via am.com.mx)

No hay comentarios: