jueves, 9 de octubre de 2014

Suspenden muestra de muñecas Barbie y religión

La exposición ThePlasticReligion no se llevará a cabo por diversas amenazas a sus creadores 

"Las 33 estamos bien, pero amenazadas", parafrasean a los mineros chilenos las 33 piezas de Barbie: ThePlasticReligion, que no entienden qué parte deberían respetar de aquel "hagan lío" del papa Francisco para mostrarse en público. 

Sonrientes e impecables, a las muñecas creadas por dos artistas plásticos rosarinos se las puede ver por las redes sociales, pero no llegarán, por ahora, a POPA Galería de Arte (La Boca), donde iban a mostrarse desde el próximo sábado. Grupos católicos amenazaron telefónicamente a sus autores. Y les advirtieron que se presentarían para impedir la apertura.

Las 33 barbies son hijas de la creatividad de Marianella Perelli, que, con Pool Paolini, trabajó en la muestra de arte pop Santos y Pecadores en los últimos 12 meses y compartieron con amigos distintos aspectos de casi todas las religiones para evitar provocaciones inútiles.

Parece raro: en el mundo real las religiones chocan cada vez con más fanatismos, pero entre las 33 barbies y kens conviven Los Siete Dolores de María, La Virgen de Luján, Virgen de Guadalupe, Kali (diosa hinduista), Jesús, Gauchito Gil, San Cayetano y otras representaciones de figuras budistas, yorubas y paganos.

No es la primera vez que Perelli y Paolini hacen arte pop controvertido. En 2013, en el Hipódromo de Palermo, sus inflables de Ricardo Fort y Carlos Menem, para marcar apenas dos íconos, encarnaban puching balls.

Sí es la primera vez que reciben amenazas por su arte de parte de sectores cristianos que parecen percibir cierta irreverencia al estilo de León Ferrari, que en los 60 interpeló al mundo con un Cristo crucificado atado a un bombardero norteamericano enviado a Vietnam (obra que hoy se expone en la Biblioteca Nacional). Perelli y Paolini se definen católicos, apostólicos y romanos, y lamentan la controversia: "Sentimos que, una vez más, quien sangra es el arte".

(Via eluniversal.com.mx)

No hay comentarios: