jueves, 9 de julio de 2015

Falso párroco oficiaba bodas y dictaba religión en colegios


Era muy persuasivo, pero cometía errores en ceremonias.

por Joel Robles
 
Indignados porque gastaron miles de soles en una boda que resultó ser un engaño están varias parejas que denunciaron por estafa al falso sacerdote Julio César Campos Yllescas (45), quien se presentó como vicario de la parroquia Santa María Virgen, en VMT.
 
Según contó una pareja al programa A las once, Campos fue el único que aceptó casarlos por S/. 1.500 en un ambiente que no era un iglesia, sino una propiedad privada.
 
“Nos citaba en cafés, llegaba en taxi con su túnica. Nos ofreció encargarse de todos los trámites ante la iglesia. Nos dimos cuenta porque luego de la boda no envió el certificado de matrimonio”, señalaron.
 
Hasta el momento hay cinco parejas estafadas y el implicado está no habido.
 
PROFESOR Y CASADO
 
Al consultar su dirección en Reniec, se descubrió que figura como casado y en su presunto domicilio no lo conocen.
 
El representante del área de prensa de la Conferencia Episcopal Peruana señaló a El Popular que este dato confirmaría que no es sacerdote. 
 
“Estamos investigando el caso. Pero lo que sí te digo es que si este señor es casado entonces no es sacerdote”, contó Alexander Mendieta.
 
PEDÍA LIMOSNAS
 
Sin embargo, el hecho que ha causado mayor escándalo es que el falso cura haya realizado una colecta en nombre de “los niños pobres de Lurín”.
 
“Quiero motivar una colecta para ver si la próxima semana hacemos lo que todos los años, ir a comprar juguetes”, contó con total desfachatez en medio de una falsa boda.
 
PROFESOR DE RELIGIÓN 
 
Este diario también pudo comprobar que el falso sacerdote fungía como profesor de religión en colegios particulares del Callao.
 
Uno de estos sería el Jorge Washington de Bellavista, donde según algunos ex alumnos dictó dicho curso al menos entre 2002 y 2004.
 
“Estuvo varios años, nunca dijo ser cura, venía enternado y era temperamental, gritaba y botaba a los alumnos del salón. Una vez hizo el amago de patear a un compañero”, contó un ex alumno. En el plantel no respondieron el teléfono.
 
Una conducta extraña para un párroco y que no pasó inadvertida para el wedding planner Alexander Petricek.
 
“Lo que el cura este le dice a la novia es: no te preocupes no hagas nada, yo te saco las partidas”, criticó Petricek.
 
EXIGEN MAYOR RIGUROSIDAD
 
Voceros del Ministerio de Educación pidieron mayor rigurosidad a los colegios privados a la hora de contratar a su personal para evitar este tipo de actos.

(vía elpopular.pe)

No hay comentarios: